Qué es un despacho de gestoría – Diferencias con una asesoría

Un despacho de gestoría es un lugar donde se ofrecen servicios de gestión administrativa y trámites legales para empresas y autónomos. Su principal función es encargarse de todas las gestiones necesarias para el correcto funcionamiento de un negocio, como la presentación de impuestos, la gestión de nóminas y contratos laborales, la tramitación de licencias y permisos, entre otros.

Por otro lado, una asesoría es un servicio profesional que se encarga de asesorar a sus clientes en materia económica y financiera, brindándoles información y recomendaciones para la toma de decisiones. Su objetivo principal es ayudar a los empresarios a optimizar sus recursos y maximizar sus beneficios.

Diferencias entre gestoría y asesoría

Enfoque de servicios

La principal diferencia entre un despacho de gestoría y una asesoría radica en su enfoque de servicios. Mientras que la gestoría se centra en la realización de trámites y gestiones administrativas, la asesoría se enfoca en brindar asesoramiento y recomendaciones para la toma de decisiones económicas.

La gestoría se encarga de llevar a cabo todas las gestiones necesarias para el correcto funcionamiento de un negocio, como la presentación de impuestos, la gestión de nóminas y contratos laborales, la tramitación de licencias y permisos, entre otros. Su objetivo principal es asegurarse de que todas las obligaciones legales y administrativas de la empresa estén cumplidas.

Por otro lado, la asesoría se encarga de analizar la situación económica y financiera de la empresa, brindando información y recomendaciones para la toma de decisiones. Su objetivo principal es ayudar a los empresarios a optimizar sus recursos y maximizar sus beneficios.

Alcance de las gestiones

Otra diferencia importante entre la gestoría y la asesoría es el alcance de las gestiones que realizan. Mientras que la gestoría se encarga de todas las gestiones administrativas y trámites legales necesarios para el funcionamiento de un negocio, la asesoría se enfoca en brindar información y recomendaciones para la toma de decisiones.

Te interesa  Cuánto cobra al mes un gestor administrativo en España

La gestoría se encarga de realizar trámites como la presentación de impuestos, la gestión de nóminas y contratos laborales, la tramitación de licencias y permisos, entre otros. Su objetivo es asegurarse de que todas las obligaciones legales y administrativas de la empresa estén cumplidas.

Por otro lado, la asesoría se encarga de analizar la situación económica y financiera de la empresa, brindando información y recomendaciones para la toma de decisiones. Su objetivo es ayudar a los empresarios a optimizar sus recursos y maximizar sus beneficios.

Asesoría integral vs. gestoría integral

Algunos despachos ofrecen servicios de asesoría integral o gestoría integral, que engloban tanto el asesoramiento como la gestión administrativa. Estos despachos ofrecen un servicio completo que cubre todas las necesidades de sus clientes en materia económica y administrativa.

La asesoría integral se encarga de brindar asesoramiento en todas las áreas económicas y financieras de la empresa, como la contabilidad, la fiscalidad, la financiación, entre otros. Además, también se encarga de realizar todas las gestiones administrativas necesarias para el correcto funcionamiento de la empresa.

Por otro lado, la gestoría integral se encarga de realizar todas las gestiones administrativas necesarias para el funcionamiento de la empresa, como la presentación de impuestos, la gestión de nóminas y contratos laborales, la tramitación de licencias y permisos, entre otros. Además, también brinda asesoramiento en materia económica y financiera.

Tipos de servicios ofrecidos

Los servicios que ofrece una asesoría incluyen información legal, contable y fiscal, así como asesoramiento en la toma de decisiones. La asesoría se encarga de analizar la situación económica y financiera de la empresa, brindando recomendaciones para la optimización de recursos y la maximización de beneficios.

En cuanto a la gestoría, sus servicios se centran en la realización de trámites y gestiones administrativas necesarias para el correcto funcionamiento de un negocio. Esto incluye la presentación de impuestos, la gestión de nóminas y contratos laborales, la tramitación de licencias y permisos, entre otros.

Te interesa  Qué es un gestor contable y financiero: funciones y importancia

Tipos de servicios de una asesoría

Información legal, contable y fiscal

Una asesoría ofrece servicios de información legal, contable y fiscal. Esto implica brindar asesoramiento en materia de legislación laboral, fiscal y mercantil, así como llevar a cabo la contabilidad de la empresa y la presentación de impuestos.

La asesoría se encarga de mantener a sus clientes informados sobre las últimas novedades legislativas y fiscales que puedan afectar a su negocio, así como de asesorarles en la toma de decisiones relacionadas con la contratación de personal, la estructura fiscal de la empresa, entre otros.

Asesoramiento en la toma de decisiones

Uno de los principales servicios que ofrece una asesoría es el asesoramiento en la toma de decisiones. La asesoría analiza la situación económica y financiera de la empresa, identificando oportunidades de mejora y brindando recomendaciones para la optimización de recursos y la maximización de beneficios.

La asesoría ayuda a sus clientes a tomar decisiones estratégicas, como la apertura de nuevos mercados, la diversificación de productos o servicios, la inversión en activos, entre otros. Además, también brinda asesoramiento en la gestión de riesgos y en la planificación financiera a largo plazo.

Tipos comunes de asesorías

Existen diferentes tipos de asesorías, cada una especializada en un área específica. Algunos de los tipos más comunes de asesorías son:

  • Asesoría fiscal y contable: se encarga de brindar asesoramiento en materia fiscal y contable, así como de llevar a cabo la contabilidad de la empresa y la presentación de impuestos.
  • Asesoría laboral: se encarga de brindar asesoramiento en materia laboral, como la contratación de personal, la gestión de nóminas y contratos laborales, entre otros.
  • Asesoría legal o jurídica: se encarga de brindar asesoramiento en materia legal, como la redacción de contratos, la resolución de conflictos legales, entre otros.
Te interesa  Qué beneficios tiene un gestor administrativo: descúbrelo aquí

Elección según el tipo y tamaño del negocio

La elección entre una gestoría y una asesoría, o la contratación de ambos servicios, dependerá del tipo y tamaño del negocio. En general, las pequeñas empresas y los autónomos suelen optar por contratar los servicios de una gestoría, ya que necesitan principalmente ayuda en la realización de trámites y gestiones administrativas.

Por otro lado, las empresas más grandes y con mayor complejidad suelen optar por contratar los servicios de una asesoría, ya que necesitan un asesoramiento más completo en materia económica y financiera. Además, también pueden optar por contratar una gestoría para que se encargue de las gestiones administrativas.

Un despacho de gestoría se encarga de llevar a cabo todas las gestiones necesarias para el correcto funcionamiento de un negocio, mientras que una asesoría se encarga de brindar asesoramiento en materia económica y financiera. La elección entre una gestoría y una asesoría, o la contratación de ambos servicios, dependerá del tipo y tamaño del negocio.

Deja un comentario