Sociedad Limitada Laboral Capital Mínimo: Requisitos y Normativa

La sociedad limitada laboral es una forma jurídica de empresa que combina características de la sociedad limitada y de la sociedad laboral. En este tipo de sociedad, los trabajadores tienen la posibilidad de participar en la gestión y en los beneficios de la empresa, lo que fomenta la implicación y el compromiso de los empleados.

Requisitos para constituir una sociedad limitada laboral

Para constituir una sociedad limitada laboral, es necesario cumplir una serie de requisitos establecidos por la legislación vigente. A continuación, se detallan los principales requisitos:

Documentación necesaria

Para constituir una sociedad limitada laboral, es necesario presentar una serie de documentos ante el Registro Mercantil. Entre los documentos requeridos se encuentran:

  • Escritura de constitución de la sociedad.
  • Estatutos sociales.
  • Informe de valoración de las aportaciones no dinerarias.
  • Declaración de los promotores de no estar incursos en ninguna de las prohibiciones establecidas por la ley.
  • Justificante del depósito del capital social en una entidad financiera.

Participación de los trabajadores

En una sociedad limitada laboral, al menos el 51% del capital social debe estar en manos de los trabajadores de la empresa. Esto implica que los trabajadores deben ser socios de la sociedad y tener derecho a participar en la toma de decisiones y en la distribución de los beneficios.

Órganos de administración

En una sociedad limitada laboral, los trabajadores tienen derecho a participar en la gestión de la empresa a través de los órganos de administración. Estos órganos pueden ser la junta general de socios, el consejo de administración o cualquier otro órgano que se establezca en los estatutos sociales.

Te interesa  Exenta de transmisiones durante un plazo igual a 5 años: significado en nota simple

Responsabilidad de los socios

Los socios de una sociedad limitada laboral tienen responsabilidad limitada, lo que significa que su responsabilidad se limita al capital aportado a la sociedad. Esto implica que los socios no responden con su patrimonio personal de las deudas y obligaciones de la sociedad.

Normativa aplicable

La constitución y el funcionamiento de una sociedad limitada laboral están regulados por diferentes normativas. A continuación, se detallan las principales normativas aplicables:

Ley de Sociedades de Capital

La Ley de Sociedades de Capital establece las normas generales que rigen la constitución y el funcionamiento de las sociedades de capital, incluyendo las sociedades limitadas laborales. Esta ley establece los derechos y obligaciones de los socios, así como los procedimientos para la toma de decisiones y la distribución de los beneficios.

Normativa laboral

Además de la Ley de Sociedades de Capital, las sociedades limitadas laborales también están sujetas a la normativa laboral. Esto implica que deben cumplir con las leyes y regulaciones laborales en cuanto a contratación, jornada laboral, salarios, seguridad social, entre otros aspectos relacionados con la relación laboral.

Regulación específica para sociedades laborales

Además de la normativa general, existen regulaciones específicas para las sociedades laborales. Estas regulaciones establecen requisitos adicionales para la constitución y el funcionamiento de las sociedades limitadas laborales, con el objetivo de proteger los derechos de los trabajadores y fomentar su participación en la empresa.

Procedimiento de constitución

El procedimiento de constitución de una sociedad limitada laboral consta de varias etapas. A continuación, se describen las principales etapas del proceso:

Inscripción en el Registro Mercantil

El primer paso para constituir una sociedad limitada laboral es la inscripción en el Registro Mercantil. Para ello, es necesario presentar la documentación requerida, como la escritura de constitución y los estatutos sociales, ante el Registro Mercantil correspondiente.

Te interesa  Qué son las certificaciones industriales en España | Requisitos

Elaboración de estatutos sociales

Los estatutos sociales son el conjunto de normas que regulan el funcionamiento de la sociedad. En el caso de una sociedad limitada laboral, los estatutos deben incluir las disposiciones relativas a la participación de los trabajadores en la gestión y en los beneficios de la empresa.

Designación de órganos de administración

Una vez constituida la sociedad, es necesario designar los órganos de administración. Estos órganos pueden ser la junta general de socios, el consejo de administración u otros órganos que se establezcan en los estatutos sociales. Los trabajadores tienen derecho a participar en la elección de los miembros de los órganos de administración.

Constitución de la sociedad y capital social

Finalmente, una vez cumplidos todos los requisitos y completado el procedimiento de constitución, la sociedad limitada laboral queda formalmente constituida. En este momento, los socios deben realizar las aportaciones de capital acordadas y se procede a la inscripción de la sociedad en el Registro Mercantil.

La constitución de una sociedad limitada laboral no requiere un capital mínimo. Sin embargo, es necesario cumplir una serie de requisitos establecidos por la legislación vigente, como la participación de los trabajadores en la sociedad y la presentación de la documentación requerida ante el Registro Mercantil. Además, la sociedad limitada laboral está sujeta a la Ley de Sociedades de Capital, a la normativa laboral y a la regulación específica para sociedades laborales. El procedimiento de constitución consta de varias etapas, que incluyen la inscripción en el Registro Mercantil, la elaboración de estatutos sociales, la designación de órganos de administración y la constitución de la sociedad y el capital social.

Te interesa  Diferencia entre infracción y sanción: Prescripción y plazos

Deja un comentario